Hay veces en las que las personas mayores se niegan a ir al médico, lo cual puede ser un problema. Por ello, debemos aprender a lidiar con ello y convencerlas de por qué deberían ir. 

En Innova Asistencial te damos las claves para conseguirlo.

Cómo convencer a una persona mayor para ir al médico

Antes de nada, es fundamental entender los motivos por los que una persona de edad avanzada se muestra reacia a ir al médico. Puede ser por falta de motivación para adaptarse a rutinas nuevas, por malas experiencias vividas, por el miedo a un diagnóstico no deseado, por sentirse una carga, etc.

Cada persona mayor es diferente y tendrá sus motivos para no querer ir. Por ello, es fundamental escucharla y hacerle entender que no está sola, que no es una carga y que pase lo que pase estarás a su lado para cuidarla.

Así es cómo puedes dar el paso:

  • Madura la situación antes de hablar con la persona mayor: para enfrentarse al problema, es necesario que madures lo que le vas a decir y cómo se lo vas a decir. Busca además un buen momento.
  • Sé claro/a: es fundamental que seas claro para que la persona mayor capte el mensaje. No te andes con rodeos ni des demasiadas explicaciones. Sé claro y efectivo para que pueda entender lo que le quieres transmitir.
  • Actúa desde el plano emocional: aunque los argumentos lógicos pueden ser lo ideal, es importante que te pongas en su piel y que note que lo entiendes. Puede llegar a ser más efectivo que cualquier otro razonamiento.
  • Muéstrate positivo: aunque le dé miedo ir al médico por lo que le pueda decir, es fundamental que le hables en positivo, para crear un mejor ambiente y que se muestre más tranquilo.
  • Ten paciencia: por último, pero no menos importante, ten paciencia. Te llevará tiempo convencerlo para que quiera ir al médico. Pero es importante que lo trabajes y le dediques el tiempo que haga falta.

En algunos casos, podrías necesitar incluso asesoramiento por parte de un profesional para conseguir que ceda. Pero sobre todo, es fundamental que te muestres a su lado en todo momento, cercano, tranquilo y le cuentes que, cuanto antes vaya al médico, antes se pondrá mejor.

Y si necesitas ayuda, también puedes contratar a unos profesionales para que cuiden a la persona mayor siempre que puedas encargarte. De esta forma, no estará sola. ¿Hablamos?

Share This
Madrid
Valencia