Cómo hacer a los abuelos partícipes de las Fiestas navideñas

Hay personas que, durante la Navidad, se sienten abandonadas o incluso desplazadas. En muchos casos, sienten que son como un “paquete” que va de un lado para el otro sin rumbo. Pero, ¿cómo hacer que los abuelos sientan que participan en las fiestas navideñas?

Abuelos y Navidad: cómo hacer que participen

La Navidad es una época muy bonita y cargada de emociones. Claro que, también puede ser muy triste, sobre todo si falta alguien que si estaba en los años anteriores. Además, no a todas las personas les afecta igual, de la misma manera.

Pero, ¿cómo es para las personas mayores o dependientes? Hay abuelos que se sienten menos atendidos que en otras épocas del año, porque los hijos o los familiares van de un sitio al otro y están demasiado ocupados organizando todo para que salga “perfecto”. De hecho, pueden sentir incluso más soledad por ser una época especialmente sensible, de estar todos juntos en amor y en compañía.

Por todo esto, necesitas tener cuidado y hacerlo todo con mimo, para que los abuelos se sientan bien, acompañados y felices. ¿Cómo lograrlo?

En primer lugar, es importante que los animes a participar y que siempre estén presentes. Tenlos en cuenta para todo y organiza los planes siempre con ellos, al fin y al cabo, va a llegar un día en el que no estén.

Puedes empezar decorando la casa con ellos. Es un momento divertido y bonito para compartir con tus seres queridos y seguro que le encanta formar parte de ello, dar su opinión y colgar algún adorno navideño.

Sacar a relucir un recuerdo importante para el abuelo es también algo muy bonito y que podemos tener en cuenta por estas fechas. Por ejemplo, podemos proyectar una determinada película, un vídeo casero o una grabación especial. Así como también mostrar un álbum de fotos muy especial.

También es importante hacerlo partícipe de actividades. ¿Qué te parece organizar un juego de mesa? Si siempre le gustó jugar a las cartas, se lo pasará mejor y se sentirá más integrado que si juegas a algo más moderno.

Y, por supuesto, intenta estar todo el rato encima de los abuelos. No eres pesado. Lo que quieren es que les hagas caso.

Como ves, la Navidad también puede ser una época difícil también para ellos. Por eso es importante que tengas mucho mimo, tacto y los cuides mejor que nunca, para que sean felices.

Comparte

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Deja un comentario

Solicita un presupuesto

Selecciona la sede:

¡Gracias por contactarnos!

Revisaremos tu consulta y nos pondremos en contacto contigo a la mayor brevedad posible.